In memoriam: Compañero del alma

25 Dic

IMG_1212

Ha muerto Peralta!.

Durante más de 30 años fuimos “pareja de hecho laboral”. Tengo que decir que fue un compañero ejemplar, fiel, amable, sin poner jamás ni un “pero” a ninguna tarea, por árida o a destiempo que fuera. Funcionario ejemplar, cumplió las normas y los procedimiento siempre con una sonrisa, escuchando y atendiendo al ciudadano en todo lo que necesitase.

Amigo entrañable, siempre dispuesto a ayudar en lo que fuera necesario. Cuando alguna vez teníamos diferencias de planteamiento en el enfoque de un expediente o proyecto podríamos discutir con ardor, al punto de sorprender a quien no nos conociese, hasta que llegados a un punto de posible solución uno de los dos decía: venga, vamos a tomar el café, que se nos enfría, y allí volvíamos a la conversación de dos amigos que hablan de los temas cotidianos.

Cuando se hizo cargo de la Escuela Municipal de Salud, con el apoyo de la Concejal Mercedes González, llevó esa institución a las cotas más altas de su historia, dedicándole entusiasmo y trabajo sin límite.

Ha muerto un hombre bueno, en el sentido más pleno de la palabra. Se fue para Allá el día que los creyentes festejamos el nacimiento del Niño Jesús. Estoy seguro que con su presencia el Portal de Belén, aunque pobre y marginal, estará en óptimas condiciones de salubridad.

7 comentarios para “In memoriam: Compañero del alma”

  1. JLS diciembre 26, 2020 a 6:30 pm #

    Lo siento mucho. Siempre es doloroso perder a alguien querido, pero que suceda en estos días añade tristeza, pues nunca se olvidará la fecha y permanecerá siempre unida a este hecho. Un abrazo.

    • libreoyente diciembre 26, 2020 a 6:50 pm #

      Muchísimas gracias, amigo. Tienes razón en tus apreciaciones. Un abrazo.

  2. Un lector curioso diciembre 28, 2020 a 4:25 pm #

    Me gustó mucho. Como todo lo tuyo. Enhorabuena doctor Fidalgo Jo

    • libreoyente diciembre 28, 2020 a 4:31 pm #

      Muchas gracias, lector curioso.

      • Luis Menéndez de Luarca. enero 2, 2021 a 12:11 pm #

        San Alfonso y el Caballero Peralta me fueron durante años un binomio ejemplar ,no sólo en su labor de sanidad, también en eltrato amable. Fueron años de vecindad en el trabajo y de amistad que no muere.

      • libreoyente enero 2, 2021 a 10:58 pm #

        Gracias, Luis, así es. Y tú trabajo y amistad, un ejemplo.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Ubi es, Escuela Municipal de Salud? | libreoyente - marzo 23, 2021

    […] falleció antes de poder comenzar a disfrutar de una más que merecida jubilación. Peralta, así lo llamábamos todos los que lo queríamos, fue un servidor público ejemplar y aún mejor […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: